El BID premia el proyecto de nuestro estudiante Hasler Iglesias: Agua Segura

28 Sept 2020 Comparte

El Banco Interamericano para el Desarrollo premió a un miembro de la Comunidad IESA: el estudiante de la maestría en Gerencia Pública Hasler Iglesias e ingeniero químico de la Universidad Central de Venezuela (UCV). El modelo de negocio que él y sus compañeros emprendieron los hizo destacar sobre otros 150 grupos de emprendedores de toda América Latina y el Caribe que propusieron sus ideas en el E-Hackathon, una competencia por vía Zoom creada por el Centro de Emprendimientos en Agua y Saneamiento (CEWAS) y Young Water Solutions (YWS).

El  proyecto Agua Segura, reúne a un equipo multidisciplinario que se esfuerza por reducir las enfermedades causadas por el consumo de agua contaminada, que es un problema importante en el país en este momento. Actualmente trabajan con poblaciones atendidas por centros comunitarios, específicamente en tres comedores y una escuela, haciendo un gran esfuerzo tanto para levantar información en los sectores, como para diseñar una solución ajustada a sus necesidades y riesgos, Hasler explica los alcances del proyecto:

“Primero hacemos un diagnóstico técnico de la comunidad, dos levantamientos de ingeniería y una evaluación médica a todas las familias del sector. Hoy contamos con el apoyo de una organización de médicos voluntarios. Luego, se hacen análisis al agua en los laboratorios y se realizan encuestas para conocer el comportamiento de los habitantes en torno al servicio de agua potable en el sector. Después de procesar esos datos diseñamos una capacitación para que la comunidad conozca los riesgos y tenga herramientas para mitigar el problema. Finalmente, diseñamos una planta de purificación de agua hecha a la medida del caso y dos meses después repetimos la evaluación médica, la del agua y las encuestas para medir el impacto que se ha generado”

Este proyecto no nació como un negocio, sino como una iniciativa ambiental de ayuda a sectores vulnerables. Tras conseguir las donaciones necesarias para emprender con cuatro centros que prestan atención a comunidades en El Hatillo, La Vega, Caraballeda y San Cristóbal,  emprendieron su proyecto y lograron hacerlo autosustentable: “Hemos instalado tres plantas hasta la fecha, que proveen agua potable garantizada y también le ofrecemos a la comunidad la oportunidad de generar ingresos mediante el servicio de llenado de botellones a terceros”, indicó Hasler.

El equipo de Agua Segura está conformado por un grupo de ingenieros y estudiantes unidos por el interés en el espacio público y las políticas de desarrollo social: Miguel Sánchez, licenciado en Ciencias Políticas y estudiante de Ingeniería Ambiental de la Universidad Experimental del Táchira, además de director de la Fundación Más Verde, Más Humano, con la cual hacen el proyecto; Verónica Blanco, ingeniero civil de la Santa María, coordinadora de logística y acción comunitaria; José Díaz, estudiante de ingeniería civil de la UCV, coordinador del proyecto; Ana Marcano, estudiante también de ingería civil de Central y coordinadora de planificación y seguimiento y Hasler Iglesias, quien dirige el proyecto. Todos se conocieron haciendo política estudiantil. 

La formación como una ventaja competitiva

Para la competencia se escogieron a 30 semifinalistas. Durante el los días 11 y 12 de septiembre, a través de Zoom, expertos del Banco Interamericano del Desarrollo escucharon sus ideas. Mediante preguntas, críticas y consejos fueron ayudándolos a mejorar sus proyectos en cuanto a conceptos y prácticas: “Fue un maratón de talleres. Solo le añadimos algunos elementos a la idea inicial: que la utilidad de las ventas del agua se invierta en los comedores y que quedara una comisión al proyecto de esta”, indicó Hasler. Tenían cinco días para mejorar la propuesta: el 17 de septiembre, vía streaming, se presentaron los 10 finalistas. Había cinco en Sanidad, uno en Higiene y cuatro en Agua, donde quedó seleccionado Agua Segura, como ganador de esta categoría.

Hasler agrega que su formación en el IESA también fue importante para la ejecución del proyecto y destacar en la competencia: “Justo cuando estaba empezando el proyecto yo estaba viendo una materia que se llama Diseño y evaluación de políticas y programas, que me ayudó a sistematizar el proyecto. Esto es desde el sector voluntario, pero fácilmente un estado podría implementarlo como solución a un problema público. Ese conocimiento nos dio una ventaja competitiva. Saber un poco de Mercadeo y Administración también hizo la diferencia. Todo el conocimiento sobre lo que es el retorno social de la inversión ha sido muy útil y también la comunicación, porque podrás tener buenas ideas, pero si no las sabes expresar, no vas a lograr nada. Además, yo hice el Programa LIDERA hace ocho años, y conservo conmigo las clases de Diagnóstico Comunitario, que fue esencial para esto. Todas las materias del IESA me han dado herramientas que me han ayudado a desarrollarme en entornos competitivos.”

Como en todos los casos de éxito, la formación siempre ha sido parte de su proceso. Todo lo que se aprende en la teoría, eventualmente pasa a la práctica. Por eso, no podría ser más pertinente el premio: apoyo económico y un año entero en asesorías con expertos y un curso presencial de capacitación para el director, el cual va a tener lugar el año entrante. Todo su aprendizaje, se materializa en el desarrollo de Agua Segura. Hoy más que nunca, en tiempos de incertidumbre para Venezuela, es ese el mensaje que Hasler quiere transmitir: “la educación es un elemento indispensable para el cambio que este país necesita”. 

En el IESA resaltamos además la importancia del impacto social que se pueda generar desde nuestros espacios de desarrollo. Con orgullo felicitamos a Hasler Iglesias por ser un ejemplo de líder y gerente responsable  y a su equipo por ser agentes de cambio en estos duros tiempos que atraviesa Venezuela.


Contacto

Caracas: 0414-800-4372
Maracaibo: 0414-365-1219
Valencia: 0414-017-5041

Caracas: 0414-800-4372
Maracaibo: 0414-365-1219
Valencia: 0414-017-5041